lunes, 23 de marzo de 2009

MUROS

Los viejos muros de piedra se desmoronan, cientos de sueños rotos los coronan, el aliento de millones de almas los presionan, ríos de lágrimas los circundan, erosionando poco a poco sus cimientos y cientos de obreros uniformados rellenan los huecos con armamento, que hacen rugir más y más alto mara mitigar el llanto de los que quieren estar dentro.

Se hacen cuentas de vidas ajenas, etiquetando sin rubor, las de mayor o menor valor. Pobres elegidos, cuan grande debe de ser su dedicación, cuan infinita su bondad para escoger siempre el bien en vez del mal. Cuan clarividentes y sabios que jamás se han de equivocar. Cuan coherentes que recurren a la divinidad, para guiar el camino recto de la sociedad.

Malditos muros opacos forrados de algodón, cuan a gusto me siento en su interior.
Malditos muros ciegos que arropan mi fuego y ocultan el humo del exterior.
Malditos muros egoístas hechos a base de envidias que nos hacen de su condición.
Malditos muros cínicos que hablan de protección y promueven opresión.
Malditos muros soberbios construidos a base de miedos y discriminación.

Malditos muros cómplices hechos a base de balas, que nos dan a escoger entre cañón o culata.

2 comentarios:

doce dijo...

muyayo aqui tengo yo algo de esto jajaja
un abrazo mad hui

]0[ dijo...

Ese espalada mojada. Anda que te vas para Hawaii con tu carnal jejeje